lunes, 23 de febrero de 2015

¿Qué pasa con los ateos?

Frank Rodríguez
Por Frank Rodríguez – ATEODOM / Asociación de Ateos Dominicanos.

Empecemos por definir la palabra ateo. El diccionario de la Real Academia Española dice que es una persona "que niega la existencia de Dios". Similarmente, el website Dictionary.com dice que es una persona "que niega o duda la existencia de un ser o seres supremos". En otras palabras, un ateo no cree en dioses o diablos, como tampoco cree en espíritus, ángeles, demonios, fantasmas, duendes, brujas, magos, troles, gnomos, galipotes, gárgolas, trasgos, sirenas, unicornios, dragones, centauros, chupacabras, ciguapas, cíclopes, cucos, medusas, vampiros, santa clauses, zombis, elfos, súcubos e íncubos; tampoco cree en hechiceros, hadas madrinas, ninfas, faunos, y todas las demás criaturas mitológicas que aparecen en cuentos y textos, mas no hay evidencia material de su existencia.

Algunos que no entiendan la mentalidad atea dirán:"Para una persona decir que no cree en Dios es porque algo feo le pasó en la vida, porque es mejor creer y ser positivo, que no creer." Este argumento es erróneo. Una cosa no tiene que ver con la otra. Una persona llega a ser atea mediante un proceso inquisitivo.

Aunque algunos sostengan que los niños deben ser considerados ateos porque no creen en algún dios, en realidad se necesita mucho más que la simple ignorancia de un ente divino para ser ateo. El mismo llega a esa posición indagando en temas de filosofía, teología y ciencias. Sin embargo, para ser creyente basta con decir "yo creo". No hace falta cuestionar sus creencias. Es más, los líderes religiosos condenan a los que dudan, los hacen sentirse culpables. Con razón ellos toman esta posición. El dudar representa una amenaza a la creencia religiosa—y el pensamiento crítico es el antídoto contra su ignorancia. Más aun, no hace falta creer para ser positivo. Ambos, creyentes y no creyentes, pueden pasar por momentos de optimismo y pesimismo sin afectar su religiosidad o ausencia de la misma.

Las religiones se contradicen las unas a las otras. Para los católicos, Jesús es el Señor y Dios encarnado. Mientras que para los testigos de Jehová es solo el hijo de Dios, y para los musulmanes no es ni Dios ni su hijo, sino un profeta así como lo fue Mahoma. ¿Cómo es que Dios no pudo darnos su mensaje de una forma clara y concisa? ¿Por qué tuvo que enviar un sinnúmero de mensajeros, incluyendo a Zoroastro, Buda Gautama, Abraham, Jesucristo, Mahoma, Guru Nanak, Joseph Smith, William Miller, Baha'u'llah, y Charles Taze Russell? Y ¿Cuál día se debe rendir culto, será el viernes como los judíos, los hindúes y los musulmanes; el sábado como los adventistas, o el domingo como la mayoría de los cristianos y los sijes? Puesto que llegar hasta este nivel de convicción cuesta trabajo, sería justo decir que los ateos son orgullosos y que llevan cierta investidura de honor. Pero esa vanagloria a menudo es suprimida por los actos de los creyentes.

Los religiosos exaltan su dios y se lo restriegan en la cara a titirimundati. El sustantivo ‘Dios’ se lo han puesto a las monedas, a los escudos, a los himnos. Escuchamos a la gente predicando sus creencias en las vías públicas, en nuestros lugares de trabajo, dentro de transportes públicos, y cada vez que alguien estornuda te desean las bendiciones de "Dios". 

Hay personas que alegan que usan la Biblia como un libro de instrucción del diario vivir. Analicemos eso por un momento. He aquí un libro escrito miles de años atrás y no se ha actualizado. Imagínense que un estudiante de farmacología estudie con libros impresos 20 años atrás. ¡No llegará muy lejos! O ¿qué les parece que un programador de software se eduque con libros de 10 años atrás? Hará el ridículo tarde o temprano. Y algún creyente dirá: "Pero Frank, es que ahí está la divinidad de la Biblia—con más de 2,000 años y todavía sigue relevante su mensaje". A los que piensan de esa forma les digo un "piensen bien lo que dicen. ¿En verdad se guían de la Biblia? ¿De qué parte? Pues el Dios amoroso de la Biblia parece que no tiene mucho amor para los homosexuales. Los manda a aniquilar y/o los trata como inhumanos".

Lo bueno del asunto es que mucha gente religiosa ignora lo horrendo que dice su "guía" acerca de los gays. Muchos cristianos defienden los diez mandamientos de la Biblia. Para los que piensan que son una buena guía para la vida moderna, les propongo estos diez mandamientos a continuación, extraídos de la página www.atheistmindhumanistheart.com/winners/ y traducidos al español por este servidor. 

Los 10 Mandamientos para el siglo 21:

1. Ten mentalidad abierta, dispuesto a alterar tus creencias con nueva evidencia. ¿Por qué? Es esencial para que podamos colaborar juntos y encontrar soluciones comunes a los problemas mundiales más apremiantes.

2. Esfuérzate por entender lo más probable a ser cierto, y no por creer lo que deseas que fuera cierto. ¿Por qué? Somos más propensos a creer lo que queremos que sea cierto sobre lo que no deseamos que fuera cierto, aun en vista de los hechos. Si nos interesa conocer la verdad, debemos de conscientemente separar nuestras creencias de nuestros deseos.

3. El método científico es la forma más confiable de entender el mundo natural. ¿Por qué? Cada vez que los humanos tenemos alguna pregunta, acudimos a este método para contestarla. Si no sabemos la respuesta, no la sabemos. Pero en vez de inventar una respuesta, usamos este método para llegar a la conclusión/respuesta.

4. Cada persona tiene el derecho del control sobre su cuerpo. ¿Por qué? Esto incluye el derecho de cada quien a no ser asesinado, violado, encarcelado sin justa causa (violando los derechos de otra persona), secuestrado, atracado, torturado, etc. Esto también protege el derecho de expresión de las personas, de vestirse y representarse a su manera.

5. No se necesita a Dios para ser una persona buena o para vivir una vida feliz y plena.¿Por qué? Cuando alguien obra bien no es porque Dios le dijo que obre bien, sino porque esa persona simplemente quiere ser buena. Como seres humanos somos capaces de definir nuestro propio distinto, significado en nuestras vidas, con o sin un dios.

6. Se consciente de las consecuencias de todos tus actos y reconoce que debes tomar responsabilidad de ellos. ¿Por qué? Puede parecer obvio, pero la negligencia y el rechazo a tomar responsabilidad son una inmensa fuente de daño en el mundo, desde relaciones interpersonales a asuntos globales.

7. Trata a los demás como quieres que te traten y como crees que ellos deseen ser tratados. Piensa en la perspectiva de tu prójimo. ¿Por qué? Si todos hiciéramos lo posible para guardar este mandamiento, nos trataríamos mucho mejor.

8. Tenemos la responsabilidad de considerar a los demás incluyendo las futuras generaciones. ¿Por qué? Como seres humanos, poseemos un gran poder. Como observó Voltaire: "Un gran poder conlleva una gran responsabilidad". El no considerar a los demás seria egoísta y mezquino. Hemos demostrado la habilidad de ser magnánimos, y aumentando cada vez más esta dote, lo seremos aun más en un futuro cercano.

9. No hay una sola forma de vivir correctamente. ¿Por qué? Si te fijas, aunque sea un poquito, encontraras muchas culturas viviendo en sociedades morales que son fundamentalmente diferentes, con tan solo unos cuantos principios básicos acatados en común. El hecho que un grupo sea distinto, no significa que estén equivocados.

10. Deja al mundo mejor que como lo encontraste.

¿Por qué?

El concepto japonés de Kaizen enseña que pequeñas mejoras progresivas pueden tener un efecto intenso con el paso del tiempo. Todos debiéramos luchar por dejar al mundo en mejor estado de como lo encontramos, ya sea aliviando el sufrimiento de los demás creando obras de arte, o concediéndole a los demás nuestro conocimiento.

Francamente amigos, el ateísmo no es panacea. Pero consideremos cuán diferentes serian las cosas en un estado laico. En primer lugar, piensen en cuánto tiempo emplean los creyentes en cuestiones religiosas: cultos, rezos, misas, y vigilias. Imagínense que lo empleen en algo más productivo para la sociedad. O simplemente que no interfieran con el desarrollo científico (como hizo el presidente George Bush en 2001 cuando recortó fondos destinados a investigaciones de células madres). 

En segundo lugar, piensen en que cuando esos creyentes no estén esperando esa otra vida paradisíaca, por obligación tendrán que querer mejorar esta—su única—vida. 

Finalmente, todo ese dinero que los creyentes dan de diezmo, imagínense que lo empleen en algo más productivo para la sociedad común. Una parte del diezmo se usa para pagarle a los líderes religiosos, sacerdotes, pastores, rabinos, imanes, etc.

Los ateos también tienen su forma de ayudar a los necesitados.

La organización estadounidense sin fines de lucro We Are Atheism (Somos Ateísmo), fue fundada en 2011 con el propósito de promover la educación, la tolerancia y la filantropía de ateos y para ateos. Actualmente tiene una campaña donde le piden al público el 1% de sus ganancias para con eso ayudar a los necesitados. Sus intenciones son de hacer más bien con el 1% que reciben, que el bien que hacen las instituciones religiosas que reciben el 10%. Para más información, visiten www.weareatheism.com/. Como ateo lo que quiero es que todos luchemos juntos por un mundo mejor. A los creyentes les exhorto que examinen sus creencias y busquen a ver cuáles son los fundamentos de las mismas. Siempre piensen por sí mismos. Esto es un arma poderosa.
Publicar un comentario