lunes, 30 de junio de 2014

Irak: más de una década desangrándose, gracias al capricho de los Estados Unidos de Norteamérica

Asesinos maniáticos
Por Orbis Beltré – Relacionista público de ATEODOM / Asociación de Ateos Dominicanos

¿Y para qué sirve la ONU? 

Fue esta misma entidad que tras inspeccionar Irak previo a la guerra de 2003, advirtió al genocida gringo, George Bush hijo, que en ese país no había armas de destrucción masiva, ni tenía Saddam Hussein la posibilidad de fabricarlas en 20 años. 

Estados Unidos presentaba como argumento para hacer estallar ese polvorín mesopotámico, que aquel régimen sunita de Hussein tenía la bomba atómica, y que por consiguiente el mundo estaba en peligro. 

¿Y qué pasó cuando la ONU desenmascaró el argumento en que el Gobierno estadounidense justificaba la guerra contra Irak? 

Pasó que George Bush hijo, burlándose del mundo, dijo que la guerra iba de todos modos. Se salía con la suya la maldad, y Tony Blair de Inglaterra y José María Aznar de España entre otros gobernantes del momento, se abrazarían a esta empresa de la muerte. Incluso el Gobierno dominicano de Hipólito Mejía apoyó este ultraje, este descaro.

Hubieran sido más decentes argumentado que querían saber cuánto dolor era capaz de soportar un pueblo. Y la ONU habría dejado saber que tenía sentido y razón de ser, si ese mismo día el 95% de sus Estados miembros hubieran hecho trizas esas tres letras. Parece que Hugo Chávez fue muy condescendiente cuando dijo que la ONU era basura. 

¿Fue 
Slobodan Milosevic, más criminal que George Bush hijo, que Colin Powell, que George Tenet, que Tony Blair y que José María Aznar? ¿Y por qué esa ONU que insiste "ADVIRTIENDO" sobre el horror que se vive al día de hoy en Irak no pide prisión contra estos criminales de lesa humanidad para que sean juzgados y condenados como tales? 

Esto ni siquiera vendaría el sufrimiento de tantos miles de inocentes, pero ONU, sálvate el honor primero, para que se te respete.
Publicar un comentario